El barco de guerra circular que no podía navegar en línea recta (1870)

Una de las ideas más raras de la historia naval fue un buque de guerra circular diseñado por el Almirante Popov para la flota rusa, del cual se construyeron en 1870 dos unidades: el “Almirante Popov” y el “Almirante Novgorod”.

Ambos tenían cascos circulares, transportaban un armamento pesado de cañones de 12 pulgadas y una gruesa coraza… Pero los dos fueron un total fracaso, ya que no podían navegar en línea recta ni mantener un rumbo constante.

En sus pruebas en el río Dnieper, ambos fueron atrapados por la corriente, girando en círculos sin poder evitarlo y lanzados al mar. Las tripulaciones nada pudieron hacer para controlarlos y los buques parecían haber sido atrapados por un remolino permanente.

Terminaron sus días fondeados como fuertes flotantes o atracciones turísticas.

No mucho mejor resultó el lujoso Yate Imperial Livadia, en la foto de arriba, otro extraño navegable construido en 1880 en Escocia para el Zar Alejandro II de Rusia.

El barco no era exactamente circular; el casco se asemejaba (tal y como se describió entonces) “a un rodaballo”, adoptando la forma de este pez plano por la combinación de velocidad, fuerza, comodidad y estabilidad (parece ser que el Zar era propenso a los mareos graves).

El barco zarpó con destino a Sebastopol, en el mar Negro, haciendo su primera escala en Fuengirola. Durante la travesía el buque fue alcanzado por las tormentas y, a pesar de las pretensiones de su estabilidad, deambuló como un corcho, perdiendo el control e inundándose de agua.

Muchos de los pasajeros estaban tan debilitados por los constantes mareos que tuvieron que ser llevados fuera de la nave para su tratamiento. Una semana más tarde el Livadia continuó su viaje, pero incluso en las calmadas aguas del Mediterráneo, el mareo volvió a ser el orden del día.

Finalmente todo acabó en tragedia: los anarquistas revolucionarios asesinaron al Zar Alejandro II en 1881, justo cuando estaba a punto de visitar su yate imperial por primera vez.

El Livadiá fue despojado de todos sus accesorios de lujo, sus motores fueron reutilizados para barcos de carga y el resto acabó como barcaza de carbón en el Mar Negro.

Fuentes y más información en: Desatinos Navales de Geoffrey Regan y gillonj.tripod.com Fotografías: bellica.it y gillonj.tripod.com


8 Comentarios

Participa Suscríbete

AnonymousAnonymous

Soy de Fuengirola, y dudo mucho que el Livadia pudiese atracar en nuestro puerto. A finales del XIX Fuengirola no era más que un pequeño nucleo de pescadores, y no contaría más que con un pequeño amarre (y posiblemente, ni eso) para barcazas pesqueras.

Por lo demás, felicidades por el Blog!! Curiosas historias… Me animas el día y haces buena la dicha de “nunca te irás a la cama sin aprender algo nuevo” :)

AnonymousAnonymous

¿Los anarquistas asesinaron al Zar Alejandro II?; tengo entendido que la organización “Voluntad del Pueblo” no lo era.

guillermo

“Narodnaia Volia (Voluntad del Pueblo) era el partido de los narodniki (populistas), intelectuales rusos organizados para liberar a los campesinos con concepciones anarquistas y medios terroristas. Después del asesinato del Zar Alejandro II en 1881, la organización fue aplastada por el gobierno zarista.” Fuente: http://www.marxists.org/espanol/trot...ismo.htm#n2

Saludos y gracias por comentar :)

Dani

Aún en la actualidad, el puerto de Fuengirola a duras penas seria capaz de albergar una nave de esas caracteristicas, asi que en esa época, mucho menos. Sin embargo, cuando llevas meses sin pisar tierra en semejante trasto, te paras donde sea vaya. O eso, o la fama del pescaito frito malagueño llegó a la madre Rusia hace siglos 😛

AnonymousAnonymous

Para Guillermo:
Ante todo aclaro que no pretendo crear una polémica que resulte insulsa, sino intentar ampliar el conocimiento.
Busco sobre “voluntad del pueblo” y solamente se puede interpretar que eran anarquistas en la dirección que indicas, y exactamente no dice que eran anarquistas sino populistas con concepción anarquista.
Creo que hay diferencia.

AnonymousAnonymous

No veo cual es el problema de pasar por fuengirola en el trayecto de Escocia a Sebastopol, excepto lo que se ha dicho sobre el tañaño de susodicho puerto, lo cual ya desconozco.

3 Trackbacks

Deja un comentario

Tu email nunca será mostrado o compartido. No olvides rellenar los campos obligatorios.

Obligatorio
Obligatorio
Obligatorio

Puedes usar las siguientes etiquetas y atributos HTML: <a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <strike> <strong>